Castanyada o Halloween

Celebrar Halloween o Castanyada

41 views

“¿Deberíamos adoptar una fiesta cuando ya tenemos una propia?”

Durante la semana pasada, con la llegada de dos festividades que se celebran a finales de este mes de octubre se nos ha planteado un debate. Una de estas celebraciones es famosa y conocida alrededor del mundo, tanto que podríamos considerarla como festividad global; les estamos hablando del Halloween. La otra es menos conocida alrededor del mundo, pero aquí en Cataluña, de donde es autóctona, sí que es importante, la “Castanyada”. Ahora empezaremos un debate sobre cuál de estas celebraciones se debería celebrar aquí. ¿La primera o la segunda? 

Halloween es una celebración propia de los países ingleses, pero con el paso del tiempo se ha vuelto una fiesta universal como dijiste anteriormente. Halloween tiene muchísimas ventajas, y aunque no sea propio de aquí si es tan bueno, ¿por qué no adoptarlo? 

Podemos encontrarle múltiples ventajas a esta celebración, como por ejemplo: 

Ayuda a desarrollar la creatividad; puedes sentirte otro por un día; quieras o no haces un poco de ejercicio, es una manera de conectar con los hijos y, por último, pero no menos importante, nos ayuda a superar miedos. 

El origen de la Castanyada lo encontramos en una antigua celebración ritual funeraria en la que las familias se reunían alrededor de la mesa para comer los frutos típicos del otoño, así como dulces, mientras recordaban a sus muertos. Los alimentos ingeridos, al ser altamente energéticos, también permitían a los “campaners” tocar las campanas durante toda la noche para rendir homenaje a los familiares ya fallecidos. A aquellos que vengan de fuera de Cataluña quizá les parecerá extraño ver tantos puestecitos en los que venden castañas y boniatos recién tostados en el fuego por la castañera. 

Hay algo que no podemos negar: Halloween es más divertido. Quizá sea precisamente este el motivo por el que son los más jóvenes los más influenciados por Halloween. Quizá impulsados por las cada vez más frecuentes fiestas organizadas en discotecas y locales, que ven en la festividad inglesa una oportunidad de negocio. 

Pero también los hay capaces de combinar tradición e influencia. Incluso, nos atrevemos a decir que la mayoría de familias se quedan con esta alternativa… Disfrutan de la cena en casa con la familia y amigos con una mesa en la que predominan las castañas, los boniatos, los famosos panellets y, por supuesto, brindan con moscatel. Y luego, continúan la celebración al más puro estilo inglés, disfrazados e invadidos por el espíritu de Halloween. 

¿Y tú, qué piensas? ¿Crees que deberíamos adoptar una fiesta como el Halloween cuando ya tenemos una autóctona?

Daniel Sarmiento Mancilla, Marc Barba Malavé, Bonaventura Baca Vidal

close

El més recent